“Esta ley es la legalización de la censura”, dijo Bruguera al MoMA sobre el 349

El Museo de Arte Moderno de Nueva York (MoMA) publicó este viernes una entrevista con Tania Bruguera en la que la artista plástica explica cómo el Decreto 349 podría afectar a la comunidad artística en Cuba y describe los pormenores de su arresto, el pasado 3 de diciembre, por manifestarse públicamente en La Habana contra esta nueva ley de censura.

Preguntada sobre su punto de vista sobre el 349, Bruguera dijo a Stuart Comer, jefe curador de Medios y Arte del Performance del MoMA, que con esta ley el gobierno quiere “controlar la circulación del arte y, para el arte contemporáneo, eso también significa el contenido del arte (…) Exposiciones, conciertos, leer un poema, nada de eso se puede hacer sin la autorización del Ministerio de Cultura”.

La artista dijo que los artistas han reaccionado en contra del decreto porque saben que “el Ministerio de Cultura solo aprobará el trabajo que sientan que alimenta su política del momento” y pondrá un freno al arte independiente.

“Dicen que no puede haber galerías privadas. No puede haber producción privada de cine. Nada se puede hacer por tu cuenta. Tienes que tener el permiso del estado”, recalcó Bruguera.

Sobre el llamado “intrusionismo”, que excluye del espacio artístico a las “personas que no se graduaron de las escuelas de arte”, Bruguera dijo que “es muy peligroso, porque ¿quién clasifica qué es arte y qué no es arte?(…) quién es un artista y quién es un intruso”.

La artista explicó que otro aspecto inquietante del decreto 349 es el referido a los inspectores, “burócratas sin preparación artística” con poder para decidir si cerrar o no los eventos, o confiscar los medios utilizados para la creación artística.

Bruguera añadió que “no hay espacio legal para que las personas se quejen o para apelar la decisión”, lo cual considera “muy peligroso”.

“Esta ley es la legalización de la censura”, subrayó la artista.

Bruguera, que se ha comprometido a hacer una pausa en su trabajo como artista para unirse al activismo contra este decreto ley, dijo a Leah Dickerman, director de Estrategia Editorial y Contenido del MoMA, que muchos artistas se han unido a la campaña contra el 349.

“Tienen miedo de los artistas”

“Artistas de todas las disciplinas han exigido reuniones con el Ministerio de Cultura. Los actores y la gente de cine, los escritores, todos, los artistas visuales, todos. Hay más de 200 artistas que han firmado la última carta, y (los funcionarios de Cultura) han sentido la presión”, señaló.

Bruguera explicó que los artistas están exigiendo una respuesta del gobierno sobre las demandas formuladas con respecto a la nueva ley de control artístico, pero el objetivo final de la campaña es “eliminar el 349 y hacer uno nuevo, donde los artistas estén involucrados, porque el problema es que los artistas no fueron invitados a elaborar el primer documento”.

La artista dijo que el gobierno impulsa la aplicación de este decreto ley en un momento de auge del arte independiente en Cuba. “Tienen miedo de los artistas, porque están fuera de sus manos. Ellos no pueden controlarlos. La gente tiene su propio dinero. Las personas tienen sus propios espacios”, afirmó.

Tania Bruguera, “Untitled (Havana, 2000).

“Estoy en la cárcel, porque no puedo irme”

A pedido de Dickerman, Bruguera dio detalles sobre su arresto:

“Me pusieron en la estación de policía. No querían meterme en la cárcel. Me dijeron: “Nunca te meteremos en la cárcel, así que no lo digas”. Eso es lo que me dijeron. Pero les dije: “Estoy en la cárcel, porque no puedo irme (…).

En algún momento me llevaron a un lugar muy, muy lejano, y en algún momento del viaje me pidieron que bajara la cabeza y cerrara los ojos. Fue muy, muy aterrador, porque no podía llamar a nadie. Cada vez que pedía un teléfono, una llamada, me decían que no. Parecían esas películas donde alguien estaba siendo secuestrado, porque no tenía idea de dónde estaba. Nadie en el mundo sabía dónde estaba, y estaba sola con, como, no sé, seis o siete personas en esta casa, ¿sabes?

Fue bastante aterrador. Al mismo tiempo, están haciendo esto donde te tratan bien. No es como la tortura. Pero estás, ya sabes, en medio de la nada, ¿sabes? Así que todos decidimos estar en huelga de hambre y agua, y estaban haciendo cosas como comer frente a mí y ponerme cosas, y helado. Ya sabes, y en algún momento dije: ‘Sabes, esto es una tortura, porque estoy en huelga de hambre’.”

“La dignidad no descansa”

Interrogada sobre su relación entre la práctica artística y su activismo, Bruguera explicó que como artista siente la necesidad de vivir en su tiempo político. “No puedes estar viviendo ajeno al tiempo político en el que estás, y los artistas son las personas que realmente pueden decir lo que otras personas aún no han concientizado”, subrayó.

Invitada a parafrasear la frase que utilizó el MoMA para la campaña publicitaria de su exhibición “Untitled (Havana 2000)” a principios de este año, que reza “La dignidad no tiene nacionalidad”, para referirse al momento actual, Bruguera escogió: “La dignidad no descansa”.

Varias instituciones de prestigio internacional manifestaron su apoyo a la artista durante su detención y rechazaron la nueva ley de censura en Cuba, entre ellos el Museo Tate Modern de Londres, donde Bruguera inauguró una exhibición en octubre que aborda temas como la inmigración e inclusión.

(A partir de una entrevista del MoMA a Tania Bruguera)

Leer en Martí Noticias

Be the first to comment

Leave a Reply