La SIP exige a Cuba liberar a periodista preso y cesar represión a la prensa

La SIP exige a Cuba liberar a periodista preso y cesar represión a la prensa

MIAMI, Estados Unidos.- La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) exigió este lunes la liberación del periodista cubano Roberto Quiñones, encarcelado desde hace un mes, y denunció un aumento de la represión contra los medios e informadores independientes en Cuba.

En su 75 Asamblea General, celebrada en Miami, la SIP emitió una resolución para exigir la “liberación inmediata” de Quiñones y la “suspensión de los delitos que se le atribuyen, así como de todos los comunicadores detenidos por ejercer su oficio” en Cuba.

Quiñones, de 61 años y colaborador habitual del periódico online CubaNet, con sede en Miami, comenzó a cumplir a inicios de septiembre una condena de doce meses de cárcel por unos hechos acaecidos en abril en Guantánamo, al este de la isla.

Quiñones aseguró haber sido detenido sin motivo aparente, conducido a la comisaría y golpeado en varias ocasiones, en las que le habrían lesionado el tímpano y causado hematomas, mientras la Fiscalía interpretó que se había resistido al arresto y el Tribunal lo condenó a un año por “resistencia y desobediencia”.

El caso de Quiñones adquirió relevancia internacional al haber sido objeto de atención del Gobierno de EE.UU., que condenó su procesamiento.

En su resolución de hoy, la SIP también acusó al Gobierno cubano de haber “intensificado las detenciones de periodistas y las agresiones de diversas formas” —como detenciones, amenazas, interrogatorios, decomiso de equipos y prohibición de salida del país— a reporteros que cubran o divulguen informaciones incómodas para el “régimen”.

También condenó la reciente prohibición para ciudadanos cubanos de administrar sitios web alojados en el extranjero, lo que considera “una clara amenaza a los medios independientes” ya que los dominios de internet dentro de la isla son exclusivos para los medios oficialistas estatales.

En el sistema socialista cubano la prensa se concibe como un instrumento para defender los valores “revolucionarios”, por lo que los medios privados son ilegales, aunque con la tardía expansión de internet han surgido plataformas independientes que realizan un periodismo crítico y se mueven en el filo de la legalidad a falta de una regulación concreta.

La SIP también criticó al presidente del Tribunal Supremo Popular de Cuba, Rubén Remigio, por amenazar el pasado mayo vía Twitter con aplicar la ley 88, conocida como “ley mordaza”, que contempla prisión para quienes colaboren “por cualquier vía con emisoras de radio o televisión, periódicos, revistas u otros medios de difusión extranjeros”.

La asociación, fundada en La Habana en 1943 y que hoy representa a más de 1300 medios en el continente americano, enumera en su informe a más de una veintena de informadores que, asegura, han sufrido diferentes tipos de “agresiones” del Gobierno cubano por hacer su trabajo.

En paralelo a la resolución de la SIP, este lunes un grupo de 19 portales de Cuba y Florida emitieron un comunicado para denunciar una “ola de represión a la prensa independiente, no oficial y no estatal” que se refleja en un total de 183 agresiones documentadas a periodistas que trabajan en la isla.

EFE

Leer en Cubanet

Be the first to comment